Es el titulo que lleva el especial que desde Diario De Paz Colombia se ha venido desarrollando y publicando. Es el producto de la suma de voluntades por conocer acerca de la historia de comunidades como la nuestra, Rionegro Caquetá, Colombia. Una forma de re-construir, recuperar y tejer lo que conforma una de nuestras más grandes riquezas, nuestra historia, algo que hoy pareciera cada vez más algo lejano, distante, que no nos pertenece, algo, para olvidar.

Actualmente, sería irracional no conservar las memorias, algo que de cuenta sobre las muchas historias, vidas, caminos recorridos, luchas sociales y frustraciones. Personas y sucesos que se han dado a lo largo de nuestras vidas, en nuestra comunidad y que han determinado en lo que estamos viviendo en el presente y de cierto modo inciden en el futuro que buscamos y que podremos construir.

Así, cansados de la guerra, la violencia bipartidista y por el desarraigo, los colonos campesinos, se vieron obligados a irse a la periferia del país en los años 50′. Con un manojo de anhelos por vivir en paz, y dignidad, emprendieron, tal vez, con un morral y algo de ropa en el y la pobreza a cuestas, desterrados llegaron a este territorio amazónico a orillas del río Guayas en el Caquetá. Colonos campesinos que retomaron su conexión con la tierra, entonces, lo cultivos de pan-coger, pesca y cacería. Levantaron puentes, caminos y ranchos. De manera solidaria y comunitaria lograron dominar adversidades propias de la selva, y procurarse paz.

Muy poco duró este desarrollo hasta cuando llegó nuevamente la guerra, y con ella la desesperanza y la fatalidad. Nuevamente la vorágine del conflicto armado envolvió estos sueños. Y esta región que conocida como Puerto Ariel, pasó de ser un puerto para la esperanza a un nuevo escenario del conflicto armado. Es allí donde nace nuestro colectivo juvenil.

¿Que situaciones llevaron a estos cambios? ¿Como y cuando llega el conflicto hasta nuestra comunidad? ¿Que dinámicas se gestan como resistencia a este conflicto armado y social?

Los invitamos a conocer la historia de nuestra comunidad y de nuestro colectivo en este especial. Siga los links hacia los artículos. 

Niñ@s en el club juvenil y comunitario
Primera entrega: Ser joven de paz en Caquetá Colombia. Historia de ASOJORIO

 

Segunda entrega: Antes de la coca éramos como hermanos. Historia de Rionegro Caquetá

 

No te pierdas las siguientes entregas…

 

Agradecimientos a Koleia y Lina, co-fundadoras de Diarios de Paz Colombia y a Mary Hengy por el puente con ellas. Asi como especial agradecimiento a nuestra comunidad con la que co-construimos este especial. 

 

 

Comentarios (FB)

Deja un comentario